Boris Barrera y la agenda y postura del PC en la Cámara Baja

El subjefe de la bancada parlamentaria comunista, dijo en entrevista que la prioridad del momento es sacar adelante el proyecto de reforma tributaria, luego aprobar la reforma de pensiones. Explicó las razones de diputadas y diputados de su colectividad para votar en contra de la iniciativa de infraestructura crítica y planteó que el Partido Comunista votaría a favor de bajar el quórum a 4/7, aunque no hay decisión dentro del oficialismo en la Cámara Baja. Habló también del relacionamiento y críticas al ministro Giorgio Jackson.

Hugo Guzmán. Periodista. “El Siglo”. Santiago. 23/07/2022. ¿Dónde fija la bancada parlamentaria del Partido Comunista las prioridades de la agenda legislativa en el corto o mediano plazo?

La principal tarea en términos legislativos es sacar adelante la reforma tributaria. Creo que hay una serie de problemas económicos que vive la gente en nuestro país, y hay que hacer algo, hay que dar respuestas. Eso implica mucho gasto y para financiar esos gastos y lo que está contemplado en el programa de Gobierno, como el sistema único en salud y mejorar las pensiones, necesita recursos y la única forma es avanzar en una reforma tributaria progresiva como la que está presentando el Gobierno y que es la que pretendemos sacar en los próximo meses.

Después, una gran tarea tiene que ver con la reforma previsional, que espero se tope con la aprobación de la nueva Constitución, ya que permite abrir más vías de llegar realmente a una solución en materia de seguridad social y mejore las pensiones de todos los trabajadores y todas las trabajadoras.

¿Cómo están enfrentando la presentación de la reforma tributaria?

Bueno, ya ingresó al Parlamento. Tiene dos partes, una que tiene que ver con el royalty minero, que entró al Senado, con una indicación del Ejecutivo a un proyecto que ya había de royalty minero que habíamos presentado como bancada junto a otros parlamentarios y como iba en segundo trámite en el Senado, en vez de presentar un proyecto nuevo, prefirió una indicación al proyecto que estaba. La otra parte, tiene que ver con la iniciativa que entró a la Cámara de Diputadas y Diputados, que nosotros comenzamos a estudiarla, ya escuchamos la exposición desde el Ministerio de Hacienda, y estamos viendo en particular el proyecto.

Lo más importante, es que es una reforma tributaria progresiva, que en el fondo determina que los que más tienen y los que más ganan, pagan más. También es importante concebir la justicia tributaria. Lo fundamental es avanzar en disminuir la desigualdad en nuestro país, por eso hay una especie de reorganización para pagar impuestos y los porcentajes que correspondan de acuerdo a ingresos. Es importante el que se incluya un impuesto a la riqueza, lo que le llamábamos el impuesto a los súper ricos, que fue una moción parlamentaria del Partido Comunista. Ahora no se llama así, pero es un impuesto a la riqueza y que lo que hace es que quienes tienen grandes fortunas, que son multimillonarios, van a empezar a pagar un impuesto más adecuado, se grava con un impuesto a quienes se han enriquecido gracias a este sistema neoliberal durante muchísimo tiempo. Además, son quienes cuentan con herramientas para eludir, evadir, a diferencia de la trabajadora y el trabajador que paga impuesto cuando compra pan, aceite, la leche. Otra parte importante de la reforma tributaria, tiene que ve con la elusión de impuestos, evitar la elusión, con lo que se estima que se podrá recaudar alrededor de 1,4 del Producto Interno Bruto.

¿Cómo ve la posibilidad de votos para que la reforma tributaria pueda ser aprobada?

Está complejo. No sólo para esta reforma sino para todas las reformas que vengan, como la de pensiones, porque cuesta conseguir las mayorías. Lo vimos en la votación de esta semana del veto sustitutivo del Ejecutivo al proyecto de infraestructura crítica. Con la reforma tributaria estará difícil, porque hay sectores dentro de la Cámara que siguen defendiendo a las grandes fortunas y a los grupos de multimillonarios, diciendo cosas como que si les aplican impuestos se van a llevar el dinero del país y que no van a invertir en Chile. Esos son los argumentos de la derecha para criticar el proyecto destinado a recaudar más con fines sociales. Y eso que esta reforma tributaria no va a afectar al 97% de la población chilena, no la va a afectar, no le va a cambiar en nada la vida a millones de personas en términos de tener que pagar más impuestos. Nosotros vamos a trabajar para sacar adelante esta reforma, porque mientras más se pueda recaudar, es como el país podrá enfrentar la situación económica, la inflación, y financiar lo que el Presidente, Gabriel Boric, se propuso en el programa de Gobierno en beneficio de la gente, que tiene que ver con mejorar las pensiones, la salud, el sueldo mínimo que podrá llegar a 500 mil pesos, cumplir con el plan habitacional que contempla 260 mil viviendas. Hay mucho por hacer y para eso se necesitan recursos.

¿Todo indica que la derecha se va a oponer en el Parlamento a las reformas tributaria y de pensiones? ¿O podrá haber votos a favor de parte de la derecha?

Ellos dicen que están por colaborar, pero en los discursos y las críticas que hacen, vemos que vamos a tener resistencia de parte de ellos. Espero que no sea mucha, porque hay cosas que son como de sentido común, como que las personas que son multimillonarias, con miles y miles de millones de dólares, puedan aportar con un impuesto del 1%, no sé qué argumento podría usar la derecha para oponerse a eso.

Hablando de mayorías, en la votación del veto presidencial al proyecto de infraestructura crítica, en la bancada comunista hubo votos en contra. ¿Cuál es la posición frente a eso, sobre todo ante una opinión pública acostumbrada a que en la bancada del Partido Comunista se vote de manera unánime?

Esas diferencias en votaciones se ha dado otras veces, y eso incluye cuando se ha votado específicamente respecto a la labor de militares en el control de orden público, y la presencia de Fuerzas Armadas en regiones del sur del país. Las diputadas y diputados que han votado en contra de esa situación, lo dijeron hace tiempo, desde un inicio de este Gobierno, en cuanto a que tienen una carga, tienen una mirada, mucho más sensible en este tema, porque son dirigentas de agrupaciones de derechos humanos, tienen familiares que son detenidos desaparecidos o ejecutados producto de acciones de los militares. Sabemos que entienden lo que debe hacer el Gobierno para dar certidumbre en cuanto a situaciones complejas, donde hay ataques armados, atentados, y con lo que cuenta la autoridad como los Estados de Excepción, con iniciativas como la de infraestructura crítica, aparte de promover el diálogo, hacer inversión social, mejorar la Inteligencia. Nosotros hemos apoyado al Gobierno en eso de los Estados de Excepción y la infraestructura crítica, en el entendido que son medidas excepcionales y que eso debe ir en retirada, la mayoría de la bancada ha votado a favor.

¿Qué diría ante opiniones de que con esos votos en contra se le dio la espalda al Presidente Boric, que hubo traición al Gobierno?

Yo no lo veo así, no fue el propósito de nuestras compañeras y compañeros que votaron en contra. Porque es una posición que ellas manifestaron desde un principio, desde que llegaron al Parlamento, desde que partimos, donde entienden la necesidad de esos proyectos, pero para ellas hay una carga muy grande sobre sus vidas, sus trayectorias, sobre lo que representan, donde fueron militares los que asesinaron o hicieron desaparecer a sus familiares y a muchas y muchos chilenos. Eso se lo han dicho al Gobierno, desde siempre, que no es algo en contra de ellos, en reuniones con ministros ellas lo han manifestado directamente. Eso es algo que se sabía, y desde el Gobierno lo entienden, sabe que eso es así. Ahora, en eso de la infraestructura crítica, el problema fue la votación de la derecha, la incoherencia de ellos, que piden iniciativas en materia de seguridad y orden, y con una intencionalidad de revancha, votan en contra de proyectos que apuntan a enfrentar el problema. Se demostró que realmente no les importa la seguridad, no les importa que el Estado pueda tener más herramientas, sino que lo que les importa es tratar de generar inestabilidad y tratar de que al Gobierno le vaya mal.

¿Ustedes van a votar a favor de bajar el quórum para reformas a 4/7?

En el Senado la bancada Apruebo Dignidad votó a favor de los 4/7. Nosotros como comité en la Cámara le estamos dando vuelta, no hemos hecho una discusión a fondo, todavía no sabemos cómo lo vamos a enfrentar como colectivo. Lo que tengo claro es que nosotros, las y los comunistas, toda la vida, desde que retornó la democracia, hemos luchado porque se bajen los quórum, y sería extraño que lo votemos en contra.

Se cuestiona que la derecha y la Democracia Cristiana meten eso ahora porque les puede beneficiar, cuando nunca estuvieron de acuerdo en avanzar en terminar con los 2/3. Pero con vista al tema de la nueva Constitución y su correlación de fuerzas, ahora quieren bajar el quórum.

Claro, se dice que podría ser una salida para que la derecha pueda hacer las reformas que quiera. Sin embargo, si uno se coloca en todas las situaciones, como lo hizo el Presidente Boric el otro día respecto a si gana el Rechazo en el plebiscito, se puede ver que el bajar el quórum puede facilitar caminos.

¿Cuál es la opinión que tienen en la bancada comunista respecto a la labor del ministro Giorgio Jackson, que es el que tiene el vínculo con el Parlamento?

Nuestra relación con todos los ministros y todas las ministras ha sido buena, siempre se puede mejorar más, por cierto, porque es mucha la coordinación sobre muchos temas. Los comités parlamentarios del oficialismo se reúnen todas las semanas con el ministro Jackson para mantener una buena coordinación. Mire, el hecho de que se pierdan votaciones en el Parlamento, da cuenta sobre todo de la configuración que hay, se debe entender que si sumamos los votos de los conglomerados Apruebo Dignidad y Socialismo Democrático, que son las fuerzas que están con el Gobierno, no tenemos ni siquiera una mayoría simple, el cincuenta más uno, no lo tenemos. Por eso necesitamos de otros partidos, por ejemplo, para lograr el acuerdo administrativo tuvimos que negociar con la Democracia Cristiana, con el Partido de la Gente, con el Partido Humanista, que no son parte del Gobierno. Por eso, cuando nos enfrentamos a proyectos complejos, como el de infraestructura crítica, como los que viene de reforma tributaria, vamos a tener que llegar a esos sectores. Entonces, no todo depende del ministro Jackson, tiene que ver con la configuración del Senado y de la Cámara de Diputadas y Diputados.

 

Compartir

Deja una respuesta

julio 2022
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031