VIVIENDA. Chilenos gastan 40% de ingreso en pagar arriendo

Redes

Crudo informe de la OCDE dio cuenta de otro drama de las familias chilenas. “Los precios de la vivienda y los alquileres han ido en aumento; por lo tanto, los costos de la vivienda han absorbido una proporción cada vez mayor de los ingresos familiares en relación con otros rubros de gasto como salud, educación o transporte”, indicó el reporte. Una pieza llega a costar 200 mil pesos y un promedio nacional indica que arrendar un departamento cuesta unos 400 mil pesos. Nadie regula los precios.

Joaquín González. Periodista. “El Siglo”. Santiago. 18/06/2021. Un informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), conocido esta semana, reveló otro de los dramas que viven las familias chilenas. El alto costo que implica pagar arriendo.

El reporte, bajo el título “Ladrillo a Ladrillo. Construyendo mejores políticas de vivienda”, detalló que el quintil más pobre del país (53,8%) gasta más del 40% de sus ingresos, según datos del 2019. Es decir, por cada diez pesos de ingresos, se gastan 40 pesos en arriendo.

A eso hay que agregar los costos de luz, agua, gas y gastos comunes (en edificios) e inclusive reparaciones que quienes arriendan deben cubrir de acuerdo a los contratos. Con eso, fácilmente alguien para mantener el lugar de residencia, gasta más de la mitad de su sueldo en eso. En cuanto a las casas, hay un constante problema con el pago de contribuciones, mantenimiento y gastos varios, radicado muchas veces en familias o personas adultas mayores, con escasos ingresos. Ni hablar de las deudas bancarias.

El informe de la OCDE apuntó que “los precios de la vivienda y los alquileres han ido en aumento; por lo tanto, los costos de la vivienda han absorbido una proporción cada vez mayor de los ingresos familiares en relación con otros rubros de gasto como salud, educación o transporte”.

Hoy una pieza puede llegar a costar 200 mil pesos. Se sabe del hacinamiento en casonas o casas donde se rentan varios espacios, de lo que son víctimas los migrantes sobre todo, y donde se pagan entre 100 mil y 200 mil pesos. Según datos no oficiales, un promedio nacional indica que arrendar un departamento cuesta unos 400 mil pesos, a lo que se deben agregar los gastos comunes, de luz, agua y gas o calefacción. En un país donde más de la mitad de los asalariados gana alrededor de 500 mil pesos, eso significa que pueden terminar gastando unos 250 mil pesos solo para tener un lugar donde vivir.; la mitad del sueldo.

De acuerdo con la OCDE, “los gobiernos deberían hacer más para que el mercado del arriendo privado fuese más asequible y así aliviar las dificultades de muchos hogares vulnerables”, pero en el caso de Chile los precios de arriendo no están regulados, no existe un tope, por ejemplo, por ingreso y menos subsidios generalizados para arriendo, como en otros países, para personas pobres o de ingresos bajos. Los precios de los arriendos “los determina el mercado”.

En esa línea, el organismo mundial, al que pertenece Chile, indicó en el documento que mucho de los problemas en acceso a una residencia y hogar “se debe a la incapacidad del sector de la vivienda para suministrar suficientes viviendas donde la demanda es fuerte”.

En el caso chileno, una derivada de aquello es el aumento inmenso de campamentos a lo largo del país, a donde llega gente sin acceso a una vivienda o sin posibilidad de continuar pagando un arriendo. Es uno de los dramas sociales que se viven en Chile y que está algo invisibilizado y no tiene predominio en la agenda gubernamental, legislativa, política y comunicacional.

 

Deja una respuesta

junio 2021
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930