Legisladora Camila Vallejo enfatizó que “es necesario un impuesto al patrimonio, al stock, a la acumulación de fortunas y además, un impuesto a los flujos de aquellos que han ganado con sus grandes negocios durante la pandemia y además, eliminar esas injustas exenciones tributarias que se siguen aplicando en Chile”. Sigue avanzando en el Parlamento el proyecto de «Impuesto a los súper ricos».

Equipo “El Siglo”. Valparaíso. 14/04/2021. Sigue avanzando en el Parlamento el “Impuesto a los Súper Ricos” planteado desde el año pasado desde la bancada parlamentaria del Partido Comunista, con apoyo de otros sectores de la oposición. Este día, en la Comisión de Constitución de la Cámara Baja se aprobó la iniciativa con 7 votos a favor y 6 en contra.

En la discusión de este miércoles, fue analizada y aprobada la indicación que recoge el artículo original del proyecto, que fue presentado por el Partido Comunista, más la propuesta de parlamentarios de la Democracia Cristiana (DC) que plantea gravar a las megaempresas y elimina algunas exenciones tributarias, con el objetivo de generar una recaudación que permita establecer  una Renta Universal de Emergencia para que las familias puedan enfrentar la pandemia.

Como se sabe, la iniciativa busca establecer un impuesto transitorio, por una única vez, del 2,5% al patrimonio de grandes fortunas personales con patrimonio neto que exceda los 22 millones de dólares.

Camila Vallejo, legisladora del PC, y promotora de este proyecto, planteó ahora que “esta oposición en el Congreso Nacional ha estado a la altura de las recomendaciones internacionales que se han establecido en el último tiempo, no solamente hablamos de lo que demanda el pueblo de Chile sino también las recomendaciones incluso del Fondo Monetario Internacional, de la ONU, de la OCDE e incluso de algunos súper millonarios que están planteando medidas como esta”.

Insistió que “es necesario un impuesto al patrimonio, al stock, a la acumulación de fortunas y además, un impuesto a los flujos de aquellos que han ganado con sus grandes negocios durante la pandemia y además, eliminar esas injustas exenciones tributarias que se siguen aplicando en Chile”.

En tanto, los parlamentarios de la DC plantearon el establecer un impuesto a los flujos, aumentando transitoriamente la tasa del Impuesto de Primera Categoría -del 27% actual a un 30%- para las “megaempresas” con ventas superiores a 41 millones de dólares.

Esas indicaciones, planteadas por el diputado de esa colectividad, Matías Walker, incluyeron el eliminar exenciones tributarias que tienen las ganancias de capital bursátiles y las que benefician a fondos de inversión privados.

Sobre la discusión de hoy, Camila Vallejo sostuvo: “Esta es la forma de avanzar, hemos dialogado, hemos llegado a acuerdos y hemos logrado aprobar esta indicación en la Comisión de Constitución y espero que en la Sala esta aprobación también sea mayoritaria y cuente con suficientes votos para seguir avanzando hacia el Senado de la República lo más pronto posible”.

Planteó que “el objetivo central es recoger toda propuesta que ayude a recaudar más a partir de los que tienen más y no favorecer a los que tienen  más patrimonio y eso es un principio que creo yo es intransable en este debate”.

Frente al avance del proyecto, el gobierno insistió en que lo llevará al Tribunal Constitucional, intentando quebrarle la mano a la votación democrática en el Parlamento, declarando inconstitucional la medida, pero sin hacer propuestas respecto a la situación tributaria de los multimillonarios, entre los que se encuentra el Presidente Sebastián Piñera.

 

Deja una respuesta