Así lo señaló Daniel Jadue, recordando que hay quienes “se niegan a entregar información” sobre cómo se abordó la pandemia en el periodo de Jaime Mañalich.

Santiago. 11/10/2020. En medio de la negativa del Ministerio de Salud de entregar información contenida en correos electrónicos, que aportaría a la investigación sobre el ex ministro de Salud, Jaime Mañalich, el Presidente Sebastián Piñera y los dos actuales subsecretarios de Salud, sobre cómo se manejaron decisiones, estadísticas y planificaciones durante un periodo de la pandemia del nuevo coronavirus, se produjo el robo de computadores desde oficinas de la Seremi de Salud de la Región Metropolitana, algunos de los cuales contenían información.

Frente a eso, el alcalde de Recoleta, Daniel Jadue, quien presentó la querella con esas autoridades, dijo vía Twitter que “sin duda es muy conveniente este robo para quienes han sido requeridos por la justicia y se niegan a entregar información”. Además, indicó que “este atentado a la institucionalidad es vergonzoso y muy sospechoso”.

La Seremi de Salud, Paula Labra, tuvo que dar explicaciones ante la opinión pública, en medio de versiones periodísticas y comentarios en redes sociales que apuntaron a lo sospecho de la situación. Según ella,  se robaron sólo “cuatro computadores que estaban siendo utilizados, pero que corresponden a áreas administrativas” del área de Recursos Humanos y descartó de plano “el robo de información sensible”. Añadió que tampoco en el robo se sustrajo información sobre sumarios y archivos.

Pero hasta la tarde este domingo proseguían las dudas y se pedías diligencias transparentes para determinar qué información había en los computadores de la Seremi. Además, Paula Labra indicó que fueron sustraídos 15 computadores “que estaban nuevos, embalados en sus cajas”.

Las sospechas también están presentes en sectores del oficialismo. En esa línea, el diputado de Renovación Nacional, Andrés Celis, manifestó que “en el contexto en que nos encontramos, cuando está pendiente en la Corte Suprema la resolución de la entrega de los mails que se le han negado a la Fiscalía, no se puede descartar ninguna versión de antemano”. Y enfatizó: “Este robo de computadores debe ser investigado exhaustivamente. Es sabido que los datos pueden alojarse en distintos servidores, por lo que una posible migración de datos debe ser también investigada. La sociedad chilena ya no admite más este tipo de situaciones que, a lo menos, resultan sospechosas”.

En tanto, los abogados que defienden a Mañalich, insisten que en la Corte Suprema no avale la entrega de parte del Ministerio de Salud de los correos electrónicos, solicitado por la Fiscalía Norte Centro, y en cambio ahora están solicitando que el ex ministro declare ante la Justicia para solicitarle  “antecedentes necesarios y pertinentes para la investigación de hechos determinados”.