Ignacio Briones, según la organización, uso “tono áspero e irreverente” y suspendió diálogo con los trabajadores. Está enojado por querella con Piñera y Mañalich.

Santiago. 12/07/2020. Desde la Agrupación de Nacional de Empleados Fiscales (ANEF) se denunció que el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, en una conversación telefónica con el presidente de la organización, José Pérez Debelli, usó un “tono áspero e irreverente…con veladas amenazas respecto de los intereses generales y sectoriales de los trabajadores y trabajadoras del sector”.

En un comunicado publicado en el Sitio Web de la Agrupación, se señaló que “el día 10 julio 2020, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, se comunicó con el presidente de la ANEF, José Pérez Debelli, a fin de informarle que se suspendía todo diálogo con la Confederación, y que se congelaban las propuestas efectuadas en la reunión del 26 de junio, encuentro en el que participó el Directorio Nacional de la ANEF con el ministro y el subsecretario de Hacienda, Francisco Moreno”.

También circuló una versión de que el titular de Hacienda le dijo al presidente de la ANEF que “por presentar querella contra Presidente de la Republica, ex Ministro de Salud y Subsecretario de Redes asistenciales cerraba todas la puertas a cualquier dialogo, y que las consecuencias, la pagarían los y las trabajadores del Estado”.

La declaración publicada hizo ver que “manteniendo la coherencia de nuestra posición pública, el presidente nacional de la ANEF rechazó la forma y el contenido del mensaje sobre un corte unilateral e intempestivo  de las comunicaciones del gobierno con la ANEF, señalando que se trataba de una verdadera vendetta’” contra los empleados fiscales.

La organización, junto a la Comisión Chilena de Derechos Humanos, y otras organizaciones, presentaron una querella que fue declarada admisible en el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago en contra del Presidente Sebastián Piñera, el ex ministro de Salud, Jaime Mañalich y los subsecretarios del Ministerio de Salud  por “negligencia grave, como descuido consciente y voluntario de sus deberes de garantizar la protección del derecho a la vida y a la salud de los habitantes de la Nación (…) que han tenido como resultado el fallecimiento de  más de 10.159 personas a causa o producto del contagio de Covid-19, de acuerdo al 31° Informe Epidemiológico del Ministerio de Salud, sobre casos Sospechosos y Confirmados, acumulados al día 5 de Julio del año 2020”.

En el comunicado del ente gremial se sostuvo que “son los Tribunales de Justicia que analizarán la querella presentada por la Comisión Chilena de los Derechos Humanos, la ANEF y la FEDEPRUS, no un ministro de Estado, cuyo deber es mantener un canal expedito de comunicación con las organizaciones sindicales y sociales y la ciudadanía en general”.

A través de la declaración se sostuvo: “La ANEF mantiene la disposición a un diálogo responsable y con propuestas, pero también la firme convicción del deber de movilizarse para defender el rol del Estado, su función estratégica, la defensa de los derechos de los/as funcionarios públicos. También, asumimos un sindicalismo socio político que busca generar y protagonizar las transformaciones necesarias hacia “una sociedad con crecientes niveles de libertad, democracia y justicia social, aportando a la construcción de un Estado de derecho, social y democrático, al servicio de las mayorías del país”.