Falleció dirigente social y ex preso político, Heriberto Medina

Redes

Militó en las JJCC y el PC y estuvo ligado a tareas sindicales, escribió libros de testimonio

Ricardo Klapp. 11/03/2020. Aquejado, de una enfermedad, falleció, Heriberto Segundo Medina Aviléz, ochenta y seis años, casado, 7 hijos, 18 nietos y 2 bisnietos. Exonerado y reconocido por la Comisión Valech. Cursó estudios vespertinos de Mecánica de Herramientas en la Escuela de Artes y Oficios de la Universidad Técnica del Estado (UTE).

En 1953, ingresó a las Juventudes Comunistas, posteriormente pasó al Comité Central y luego a la Comisión Política, siendo Encargado de Finanzas. En el año 1969 pasó al Partido Comunista. Trabajó junto a Luis Guastavino, David Silberman, Vuskovic, Jorge Muñoz, Jorge Inzunza, Mario Zamorano, Gladys Marín, Emilio Rojas e Iván Ljubetic.

Bajo el Gobierno de la Unidad Popular, su trabajo fue de confianza política, en el área de empresas que pasarían al Estado, aquellas que estaban incluidas en las 40 medidas. Fue designado Interventor de Textil Progreso, Cordón Vicuña Mackenna. Se desempeñó en este cargo desde mayo de 1971 hasta el día del golpe militar.

El 11 de septiembre de 1973 estaba en su casa, cuando escuchó las noticias, de ahí se fue a la empresa. Se organizaron por turnos frente a la realidad. Se dio cuenta de lo infiltrado que estaban. El día 12 de septiembre son allanados, fue llevado al Estadio Chile, de ahí pasó al Estadio Nacional hasta el 2 de oc­tubre de 1973, luego a la Cárcel Pública donde estuvo hasta febrero de 1974. Hecho prisionero político, fue torturado física y psicológicamente. Entraban tanques al Estadio. Simulaban que los mataban con metralletas que apuntaban a las galerías, les hacían falsos fusilamientos con disparos al aire.

Por su familia, no pensó en asilarse. Unos ex patrones, le prestaron ayuda judicial mientras estuvo detenido, incluso le dieron trabajo post-cárcel en la fábrica de tejidos Zíngara.

Entre las secuelas, se puede mencionar el astigmatismo por efectos de focos de luz, neurosis, arritmia cardíaca, otitis por rotura de tímpanos en el oído derecho, fractura nasal y los dientes le fueron botados.

Respecto al gobierno de la Unidad Popular, señala que fue una ilusión y esperanza frustrada en la que muchos soñaron. Se trataba de lograr cambios fundamentales para el país, se trasladaban las riquezas a los que nada tenían, a los desposeídos. No había cesantía, todo era comprado al contado. Las empresas tuvieron que producir más. Se conquistó el poder político no el económico, por ello se perdió el Gobierno. Los trabajadores de Textil Progreso, cumplieron con creces la tarea asignada. Se instalaron salas cunas, jardín infantil, clínicas pediátricas y clínicas para el adulto mayor. Hubo además ambulancia, casino y locomoción propia. Todo ello, lo lograron los trabajadores.

Post-golpe siguió militando, el partido le pidió prudencia. Fue dirigente Social y Vecinal. Organizó la Federación y el Sindicato de Ferias Libres en Puente Alto. Asistió, como delegado al Primer Congreso Constitutivo de la Central Unitaria de Trabajadores (1990). Organizador del Programa de Reparación y Atención Integral en Salud (PRAIS), para las víctimas de la dictadura, en el Servicio de Salud Metropolitano Sur Oriente, esto junto, a Francisco Ávila. Incansable luchador en la defensa de los derechos humanos y sociales. Como el mismo lo señala “Siempre con el corazón ardiente”.

Escribió el libro “Textimonio” el año 2016 y entregó su testimonio, el año 2017, a la dirigenta de Derechos Humanos, Margarita Vivallo. Testimonio publicado en el libro “Investigación derechos humanos Provincia Cordillera”

 

 

Deja una respuesta

marzo 2020
L M X J V S D
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031