Gobierno y Carabineros enredados con la violencia

Redes

En alza cifra de víctimas. Un manifestante está en estado grave. Diputados dan ultimátum a ministro del Interior para que pida renuncia de general Rozas.

Equipo ES. 30/01/2020. El flanco de la violencia sigue siendo el protagonista del gobierno de Sebastián Piñera. Desde el estallido social la administración derechista viene apostando, sin moverse ni un solo milímetro, por una política represiva contra las manifestaciones, la cual es sostenida bajo el concepto de orden público. En ese marco el rol de Carabineros es fundamental, ya que son la principal fuerza que aplica esta “tolerancia cero” contra los “violentistas”. Bajo esa precisa siguen en alza las víctimas de la violencia estatal, ya son 406 los heridos oculares y la cifra de fallecidos alcanza la treintena.

La última víctima fatal se registró este martes en el marco de un partido de fútbol. Jorge Mora, hincha de Colo-Colo, fue arrollado por un camión policial y el funcionario culpable del hecho fue dejado en libertad solo con firma semanal y arraigo nacional, durante los 90 días que durará la investigación. El tribunal y Carabineros justificaron el crimen, porque la vida de los uniformados habría corrido peligro, sin embargo, las imágenes que circulan en redes sociales muestran lo contrario.

Ante esta situación los parlamentarios del Frente Amplio dieron un ultimátum al ministro del Interior, Gonzalo Blumel, para que pida la renuncia del director general de Carabineros, Mario Rozas, de lo contrario se elevará una acusación constitucional en contra del secretario de estado.

El diputado de Revolución Democrática (RD), Jorge Brito, señaló que “el ministro del Interior, tiene que decidir o saca al director general de Carabineros o va a ser acusado constitucionalmente. Si el ministro del Interior, Blumel, decide continuar protegiendo al general Rozas, entonces él va a tener que asumir la responsabilidad por los más de noventa días desde que asumió en el Ministerio del Interior y que han habido torturas, asesinatos, y atropellos, por parte de Carabineros hacia a la ciudadanía a la que debían proteger”.

Respecto a la causal para la acusación, el palamentario dijo que “transgredir la Constitución y las leyes, el artículo quinto, que dice relación con los derechos fundamentales de la ciudadanía y también de la Ley del Ministerio del Interior que dice relación con el resguardo al orden público”.

“El Estado de Chile está en la obligación que una vez acreditadas las vulneraciones a los Derechos Humanos, el ministro del Interior está en la obligación de adoptar todas las medidas para que esto no vuelva ocurrir. Es la garantía de no repetición que hoy no está siendo considerada”, agregó.

Frente a ello el titular de Interior sostuvo que “uno esperaría propuestas para fortalecer la paz, terminar con la violencia y asegurarle los derechos a todos los ciudadanos más que estar permanentemente amenazando” y añadió que “uno tiene que actuar por convicción y de acuerdo al mandato que otorga la ley y la Constitución. Yo voy a hacer lo que tengo que hacer y mi deber como ministro es asegurar la seguridad y derechos de todos los ciudadanos”.

Todo apunta a que el gobierno insistirá con la política represiva sin mediar los costos, ya que luego de la muerte del joven colocolino las autoridades lamentaron la situación, pero justificaron el actuar policial, además, las manifestaciones que se gatillaron durante la madrugada de este jueves, para exigir justicia por la muerte de Mora, terminaron con decenas de lesionados y con otro hincha en estado grave tras recibir un impacto de balín en su cabeza en la comuna de Padre Hurtado. Se trata de Ariel Moreno de 24 años, quien está hospitalizado en la Posta Central, en coma, sin posibilidades de extraer el balín de su cráneo por el alto riesgo que conlleva.

Sin embargo, el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli, se centró en los 33 uniformados que resultaron lesionados durante la noche y en los “actos de violencia”. “Lo que uno ve en el reporte preliminar esta mañana es mucha violencia, cerca de 20 ataques a cuarteles policiales en la Región Metropolitana y también en regiones, y lo que tuvo como consecuencia 33 carabineros heridos por esos ataques”, expresó Galli y destacó que “no hay que confundirse, la violencia que presenciamos anoche no tiene justificación, hay que separar completamente las cosas”.

Cabe recordar que todos los organismos internacionales que hicieron informes respecto a la realidad nacional tras el estallido social coincidieron en las graves y masivas violaciones a los derechos humanos de los manifestantes a manos de agentes del estado. El último preinforme de la Misión Canadiense de Observación de Derechos Humanos interpeló al Ejecutivo, ya que aun no implementan ninguna de las recomendaciones que hicieron los órganos extranjeros. “Los informes de organismos internacionales ya han denunciado de manera contundente estas violaciones y han formulado una serie de recomendaciones. ¿Qué más necesita el Gobierno para implementarlas?”, resaltó el documento.

Deja una respuesta

enero 2020
L M X J V S D
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031