Dirigentes del FA fueron a La Moneda y salieron decepcionados: “Muy difícil tener un diálogo cuando de la contraparte no hay nada que proponer”.

Equipo ES. 03/04/2019. A horas y días de haber ido a La Moneda, aceptando la invitación del Presidente Sebastián Piñera a dialogar sobre temas país y proyectos legislativos, los presidentes de los partidos Socialista, Demócrata Cristiano, Por la Democracia y Radical expresaron su frustración y dudas de que aquello hubiera servido, ante acciones del mandatario y de su Gobierno en una intención de seguir su propia línea en iniciativas legislativas y políticas.Ahora fue el turno de dirigentes y parlamentarios del Frente Amplio (FA), que integran varias organizaciones. Fueron a La Moneda, se sacaron la foto con Piñera, pero…

“Absoluta y profundamente decepcionada” dijo estar la presidenta del Partido Humanista, Catalina Valenzuela, después del encuentro con el Presidente.

Katherine Quiroz, vicepresidenta del Partido Ecologista Verde, expresó que “llegamos acá (La Moneda) sin muchas expectativas, nos citan a tomar un café sin una tabla, no tenemos mucho que esperar”. Y luego remarcó: “Salimos decepcionados de ver al Gobierno presentar dos temas globales, sin ahondar en ninguno de los proyectos” de atención nacional como pensiones, contrareforma tributaria, entre otros.

Stephanie Peñaloza, dirigenta del Movimiento Autonomista declaró a la prensa que “vinimos con propuestas, dejamos nuestra carpeta con todas nuestras indicaciones”, pero enfatizó que “no vamos a llegar a acuerdos tan fácilmente… es muy difícil tener un diálogo cuando de la contraparte no hay nada que proponer. El Presidente nos esbozó dos temas que quería hablar con nosotros, pero con ninguna propuesta sobre la mesa es muy difícil dialogar”.

Para algunos de las y los asistentes a la conversación con SP, “resultó un chiste” que existiendo temas de profunda y vital discusión como pensiones, trabajo, tributación, violencia contra las mujeres, gratuidad para los estudiantes, el mandatario les tuviera como gran cosa dos temas a tratar: “Elige vivir sin drogas” y la COP25 (cumbre sobre el medio ambiente). Algunos dirigentes del FA comentaron horas después del diálogo con Piñera que quizá él eligió esos temas “porque somos jóvenes y nos interesarían particularmente”. Pero se equivocó porque el FA quería discutir y escuchar sobre temas cardinales para el país.

Luis Felipe Ramos, presidente del Partido Liberal, dijo que “nosotros llegamos con un conjunto de propuestas que consideramos mínimas y suficientes, también razonables como para poder llegar a un acuerdo, ahora corresponderá al Gobierno llevar estas propuestas, ver si las asume y llevarlas al lugar donde corresponde hacer todas esas discusiones y debates públicos de un país democrático que es el Congreso”.

La presidenta del Partido Comunes, Javiera Toro, sostuvo que “vamos a estar expectantes de lo que el Gobierno responda, porque hasta ahora hemos tenido un Gobierno muy unilateral, ha tratado de imponer su agenda unilateralmente y eso es contrario al diálogo”.

Catalina Pérez, presidenta de Revolución Democrática, manifestó que “fracasó la política de los acuerdos ficticios del Gobierno, fracasó, y pese a eso como RD y Frente Amplio estuvimos disponibles a venir a dialogar, porque estamos disponibles a dialogar siempre que se trate de poner por delante las urgencias de los chilenos y chilenas”.

Los dirigentes llevaron un documento con cinco propuestas en materia de reformas tributaria y previsional, educación, violencia de género y diálogo entre naciones.

A estas conversaciones la única colectividad que no concurrió fue el Partido Comunista, porque lo consideró innecesario e inconducente. “Los hechos nos están dando la razón” sostuvo hace poco el presidente de la organización, Guillermo Teillier. Para los comunistas, lo eficaz y adecuado es discutir los proyectos en el Parlamento, donde están el Ejecutivo, los partidos y los parlamentarios.