Llamado a Joe Biden ante paso de huracán “Ian”: “Deja que Cuba se reconstruya”

Compartir

Líderes y activistas preocupados en los Estados Unidos hicieron un llamado urgente en la edición dominical del New York Times, exigiendo a Biden que levante temporalmente las sanciones y permita que Cuba compre los suministros que se necesitan con urgencia para la reconstrucción.  Continúan en la isla las arduas labores de recuperación.

Agencias. Nueva York. La Habana. 02/10/2022. Activistas de distintos ámbitos de la sociedad estadounidense, publicaron un aviso en el periódico The New York Times, llamando al Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, a posibilitar que llegue ayuda desde ese país y otros a Cuba después del devastador paso del huracán “Ian” por la isla, dejando una estela de afectaciones eléctricas y productivas, destruyendo miles de casas y afectando miles de edificaciones públicos y escuelas, dañando la agricultura y la pesca.

En la publicación se le plantea al mandatario estadounidense suspender al menos por seis meses las medidas de bloqueo que impiden que Cuba pueda comprar materiales e insumos o recibirlos desde el exterior, y así enfrentar en condiciones accesibles los daños producidos por el huracán.

Un automóvil transita entre los escombros dejados por el paso del huracán Ian en Pinar del Río (Cuba). EFE/ Yander Zamora

El siguiente es el texto íntegro del llamamiento a Biden publicado en el periódico The New York Times:

Deja que Cuba se reconstruya

Las sanciones y el embargo de Estados Unidos impiden que Cuba se reconstruya después del huracán Ian.

La Administración Biden necesita actuar ahora mismo para ayudar al pueblo cubano. El huracán Ian causó una gran devastación. La red eléctrica resultó dañada y el sistema eléctrico colapsó. Más de cuatro mil viviendas han quedado completamente destruidas o gravemente dañadas.

Se debe permitir a Cuba, aunque sea por los próximos seis meses, comprar los materiales de construcción necesarios para RECONSTRUIR. Los cubanos se enfrentan a una gran crisis humanitaria a causa del huracán Ian.

A pesar de la conocida preparación de Cuba para los desastres naturales, el daño de este huracán ha sido inmenso. En la provincia occidental de Pinar del Río, famosa por su producción de tabaco, más de 5.000 fincas fueron destruidas. En pueblos pequeños como San Luis, el 80% de todas las casas quedaron dañadas.

Personas de todo el mundo están ansiosas por vender materiales de construcción y brindar ayuda, pero la política estadounidense de sanciones y embargo contra Cuba amenaza a las empresas estadounidenses y de otro tipo con hacer negocios con Cuba, incluso para los bienes y materiales más básicos. Esta misma política también disuade y hace casi imposible que las organizaciones en los EE. UU. envíen ayuda de manera oportuna.

A Cuba también se le impide procesar muchas transacciones financieras porque la administración Trump la colocó absurdamente en la lista de patrocinadores estatales del terrorismo simplemente por albergar conversaciones de paz reconocidas internacionalmente en Colombia.

Es inconcebible emprender un castigo colectivo contra todo un pueblo impidiendo que Cuba compre materiales de construcción o reciba ayuda en esta hora crítica.
El presidente Biden dejó de lado la política de la Guerra Fría, ¡incluso durante seis meses!

El pueblo de Cuba es parte de nuestra familia, la familia humana. No permita que las políticas obsoletas de la Guerra Fría impidan que el mundo ayude al pueblo cubano a poder reconstruir y regresar a sus hogares, reconstruir la red eléctrica y tener agua potable limpia y acceso a alimentos. ¡El momento de actuar es ahora!

Cuba es nuestro vecino. ¡Gente de todo el mundo quiere ayudar!

Cómo puedes ayudar

UNETE y escribele a Biden
https://letcubalive.info/Sign

DONA para enviar ayuda material a Cuba
https://letcubalive.info/Donar

COMPARTE en redes sociales: #ByeByeBlockade #MejorSinBloqueo
https://letcubalive.info/Social-Media

Cuba une esfuerzos para recuperación después del paso de “Ian”

Intensamente se ha trabajado en las provincias afectadas por el impacto del Huracán Ian, desde las primeras horas de su salida por territorio pinareño. Muchos son los esfuerzos que se han sumado en el occidente del país para avanzar, con la mayor agilidad posible y lograr -como pidiera en la tarde de este sábado el Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez- pasar a la normalidad cuanto antes a las provincias de Mayabeque y de La Habana, así como al municipio especial Isla de la Juventud.

Ello permitirá concentrar las fuerzas y acciones de recuperación en los territorios de Pinar del Río y Artemisa, donde se produjeron los mayores daños, reflexionó el Presidente del Consejo de Defensa Nacional en la reunión diaria de chequeo a la recuperación, que tiene lugar desde el pasado martes, con sede en el Palacio de la Revolución.

Hasta el momento del encuentro, desde la más occidental de las provincias cubanas la presidenta del Consejo de Defensa Provincial, Yamilé Ramos Cordero, informaba que todavía 1 959 personas continuaban evacuadas entre casas de familiares y centros habilitados con esos fines. “Tenemos identificadas 228 familias que no tienen para dónde regresar”, comentó.

De ahí la decisión adoptada en Pinar del Río de trasladar a los centros de evacuación los servicios de las oficinas de trámites, para agilizar estas cuestiones y poder identificar cuanto antes las necesidades de cada familia en particular.

De las 29.561 viviendas donde se han podido constatar daños, precisó que 2.213 corresponden a derrumbes totales. El propósito, aseguró, es avanzar durante el fin de semana en la defectación de la mayor cantidad de daños, lo cual también viabilizará la entrega de materiales de la construcción con mayor prontitud.

Respecto a la recuperación del servicio eléctrico, durante la reunión se supo que en la tarde de este sábado apenas se había podido restituir la energía al 1.6% de los clientes. Las afectaciones al sistema demorarán varios días en solucionarse totalmente, valoró Ramos Cordero.

Especial énfasis hizo el Presidente del Consejo de Defensa Nacional, al intercambiar mediante videoconferencia con las  máximas autoridades de cada uno de ellos, en la necesidad de recuperar cuanto antes los servicios de energía, abasto de agua y comunicaciones. Foto: Estudio Revolución.

En este territorio, refirió el ministro de Energía y Minas, Liván Arronte Cruz, tenemos la situación más compleja: son casi 4 000 postes en el piso y unos 500 transformadores caídos. A las brigadas que ya apoyan allí las acciones de recuperación, aseveró, se continuarán incorporando otras, en la medida en que concluyan su trabajo en el resto de las provincias.

Acerca de las acciones para restituir los servicios de abasto de agua y comunicaciones, también fuertemente dañados por el paso del evento meteorológico, también comentó la Presidenta del Consejo de Defensa Nacional. Igualmente, señaló que en todos los municipios se progresa en las labores de saneamiento, la distribución de la canasta básica y la entrega de colchones a familias afectadas.

Específicamente sobre el estado de los centros educacionales en Pinar del Río, la ministra de Educación, Ena Elsa Velázquez Cobiella, detalló que más del 80% de las escuelas recibió algún tipo de impacto, sobre todo las de primaria. No obstante, aseguró que en recorrido realizado durante la jornada del sábado por varios de esos centros pudo constatar que los maestros y profesores están en ellos, limpiando y creando condiciones para reiniciar el curso escolar.

En 280 escuelas los alumnos podrán retornar a sus aulas el próximo martes, y en las que no tienen condiciones para recibirlos se buscan alternativas en casas de familias o centros laborales que puedan acoger a los estudiantes cuanto antes, hasta tanto se alisten sus instituciones educacionales.

Según se supo en la reunión de este sábado, el próximo lunes el curso escolar se reanudará en las provincias de La Habana, Artemisa y Mayabeque, así como en el municipio especial Isla de la Juventud.

Información detallada se ofreció también en el transcurso de la reunión sobre el estado de recuperación en esos territorios, entre los cuales resulta ser Artemisa el de mayores daños, y solo se ha podido restituir el 38% del servicio eléctrico.

Especial énfasis hizo el Presidente del Consejo de Defensa Nacional, al intercambiar mediante videoconferencia con las  máximas autoridades de cada uno de ellos, en la necesidad de recuperar cuanto antes los servicios de energía, abasto de agua y comunicaciones; buscar constantes alternativas para que lleguen los alimentos a la población; avanzar en la cuantificación de los daños para conocer las cifras reales, y mantener informada a la población sobre las acciones que se realizan.

En momentos donde Cuba toda piensa en cómo y qué recursos, tanto materiales como humanos, llevar a cada lugar afectado y estos en verdad se aprovechen, es imprescindible hacer y unir esfuerzos para recuperar. Es esa una urgencia que atañe a todos.

El servicio eléctrico se restableció en 94.53 por ciento en los hogares de La Habana, informó la estatal Unión Eléctrica (UNE), tras el violento paso del huracán “Ian” por el oeste de Cuba.

Se reportó que en La Habana, con un total de 854 mil 74 clientes, se encuentran afectados 46 mil 719 (y) con servicio eléctrico 807 mil 360, para totalizar 94.53 por ciento de recuperación del servicio.

Mientras, en la provincia de Pinar del Río, la zona más occidental de la isla y con mayor afectación por “Ian”, la restauración eléctrica es de apenas 3.12 por ciento, y en la vecina Artemisa de 38.11 del total de usuarios.

Deja una respuesta

Cambiar Tamaño del Texto-+=