Hoy recordamos los 209 años de la fundación de La Aurora de Chile en medio de un cuadro complejo para los trabajadores y trabajadoras de la prensa. La inestabilidad y la falta de pluralismo, traducido en bajas remuneraciones, despidos masivos, cierre de medios de comunicación y profesionales que deben cumplir extensos horarios laborales, en medio de la pandemia del Covid19, ha golpeado al gremio de manera crítica.

Daniela Pizarro Amaya. Presidenta Consejo Metropolitano. Colegio de Periodistas de Chile. 13/02/2021. Este 13 de febrero las y los periodistas conmemoramos el Día de la Prensa honrando la figura del Fray Camilo Henríquez y de La Aurora de Chile, el primer periódico que tuvo esta nación y el que marcó el nacimiento de Chile a la vida independiente y democrática.

Hoy recordamos los 209 años de ese acontecimiento en medio de un cuadro complejo para los trabajadores y trabajadoras de la prensa. La inestabilidad y la falta de pluralismo, traducido en bajas remuneraciones, despidos masivos, cierre de medios de comunicación y profesionales que deben cumplir extensos horarios laborales, en medio de la pandemia del Covid19, ha golpeado al gremio de manera crítica.

Semana a semana vemos las reiteradas agresiones y detenciones ilegales de las y los reporteros que cubren las manifestaciones sociales, desde el estallido del 18 de octubre de 2019, se cuentan decenas de fotógrafos, camarógrafos y periodistas heridos y con trauma ocular, producto de impactos balísticos de Carabineros.

Para resguardar el trabajo de los comunicadores y comunicadoras, especialmente de quienes pertenecen a medios contrahegemónicos, que en su mayoría no tienen un título que acredite su oficio de reporteros, el Colegio de Periodistas de Chile acordó con la Subsecretaría de Prevención del Delito la entrega de salvoconductos para la prensa. Dicho documento es tramitado por cada regional de la Orden y emitido por Carabineros de Chile, sin embargo, los policías insisten con obstruir el ejercicio del periodismo.

Solo en la Región Metropolitana hay al menos trescientos trabajadores y trabajadoras de la prensa con sus salvoconductos debidamente emitidos, por lo que cuentan con todos los resguardos para laborar sin correr ningún tipo de riesgo aunque sean hostigados por Carabineros.

Es vital que los medios independientes, alternativos y populares estén en las calles, porque han cumplido un rol fundamental para informar lo que la prensa vinculada a los grandes grupos económicos esconde.

Es por lo que desde el Consejo Metropolitano del Colegio de Periodistas hacemos un llamado a los y las periodistas a informar más allá de las pautas informativas impuestas porque el silencio de la prensa es la muerte de la democracia. Tenemos una democracia agónica que sobrevive gracias a la información que corre por redes sociales y por prensa independiente.

En  este cuadro el Colegio de Periodistas se ve exigido a interpelar con mucha más fuerza a las autoridades y a los futuros y futuras constituyentes, pero por sobre todo a trabajar con un amplio llamado de unidad para consagrar el derecho a la comunicación en una nueva Constitución, como elemento fundamental para la democracia. Una demanda que por años levanta la Orden, entendiendo que no es exclusiva de las y los periodistas, comunicadoras y comunicadores, sino, es un derecho colectivo que debe garantizar la participación de la sociedad en su conjunto y, por tanto, la representatividad de todos los sectores sociales en los medios de comunicación.

El gremio, asimismo, asumió el compromiso de trabajar y velar por que los medios de comunicación generen información plural, veraz, no sexista y oportuna, garantizando el acceso a la información a la ciudadanía, respetando su diversidad y su legítimo derecho a la comunicación.

Se vienen meses definitorios y será labor de las organizaciones sociales, sindicales, de los partidos políticos y de todos los chilenos y chilenas, delinear el país del futuro.

Deja una respuesta