Atribuyó a 25 senadores “interés de dañar”, a pesar de que hicieron propuestas. Ocupó el cinismo para eludir pregunta sobre su llamado a tomar cerveza y comer empanadas.

Equipo ES. Valparaíso. 05/05/2020. El oficio que 25 senadoras y senadores le enviaron al Presidente Sebastián Piñera (Ver www.elsiglo.cl) sobre la situación que prevalece en el país por la pandemia del coronavirus, tenía críticas a la gestión del gobierno, el manejo comunicacional y de conceptos, y en particular al Ministro de Salud, Jaime Mañalich, pero también incluyó 9 puntos de propuestas y medidas a tomar.

Pese a eso, y omitiendo esa información del oficio, Mañalich, en conferencia de prensa, dijo que “entiendo el interés de dañar, de oponerse, de criticar, pero este es el momento de sumar”. Una tergiversación abierta del contenido y el propósito del documento elaborado por los legisladores.

Pero el ministro no se quedó ahí en su vocería polémica. Cuando se le preguntó si mantenía los dichos de él y de la subsecretaria de salud, de que la gente podía salir a tomar un café, una cerveza y comerse una empanada, lo que se tomó como un errático llamado a volver a la normalidad, y hoy se ve el aumento inmenso de contagiados en la Región Metropolitana, Mañalich optó por eludir la pregunta de fondo y cayó en el cinismo. “Lo que coma cada persona que no está en cuarentena, o lo bebida que tome, en realidad no es nuestra preocupación (…) si alguien le gusta más la Coca-Cola o la Pepsi Cola no lo vamos a poner en un decreto”, espetó.

Una fórmula nada conveniente para quien asume la vocería de un gobierno en la materia de crisis sanitaria, en la que debería primar la seriedad, las respuestas asertivas y no escapadas mediáticas polémicas.

Respecto al oficio del grupo de senadoras y senadores, el parlamentario Guido Girardi respondió que “nuestro ánimo es colaborar”, pero afirmó que el problema es que “no hacen lo que deberían estar haciendo”, añadió, respecto a las medidas gubernamentales.

Girardi dijo que “el ministro (Jaime) Mañalich ha señalado que las críticas que hemos hecho los senadores y senadoras de oposición sobre el manejo de la pandemia tienen ánimo de dañar. Eso es errado. Nuestra voluntad, más allá de las dificultades que reconozco tenemos, es colaborar para enfrentar el Covid-19”.

El legislador de la Región Metropolitana responsabilizó a “los errores comunicacionales: anuncio de retorno seguro, nueva normalidad”, del violento incremento de casos positivos en las comunas populares. “Hemos sido críticos, igual que el Consejo Asesor, en el sentido que lo que hay que hacer no se está haciendo bien”, sostuvo.

 

Deja una respuesta