Organización de consumidores y usuarios estableció criterios ante anuncios de “respuesta” de la banca a necesidades de adulto mayor.

Santiago.El Presidente Sebastián Piñera, junto a la Primera Dama, Cecilia Morel, presentaron el Consejo Ciudadano de Personas Mayores, instancia que buscará entregar respuestas a los adultos mayores en distintas áreas, entre ellas el sector financiero y la banca.

El anuncio se realizó una semana después que surgieran dos casos de adultos mayores a los que la banca les había rechazado la renovación de su tarjeta de crédito.

Precisamente respecto a este último ámbito, el primer mandatario afirmó que se buscará abordar tres puntos principales: Terminar con toda discriminación por edad en los servicios financieros; establecer un trato justo y preferente a los adultos mayores en todo lo que tiene que ver con servicios bancarios: como ejecutivos de cuenta especializados, facilitar acceso al sistema bancario; ayuda especial en caso de ser víctimas de fraude o explotación por parte de sus propios familiares.

En este contexto, Stefan Larenas, Presidente de ODECU (Organización de consumidores y usuarios), afirmó que “celebramos la iniciativa propuesta por el Presidente de la República respecto a mejorar el acceso al mercado financiero para los adultos mayores”. Sin embargo, también destacó que es necesario detallar y explicar “algunos aspectos que competen al negocio de la banca, y que es importante para la ciudadanía conocer cómo funcionarán para el caso de los adultos mayores”.

Para el presidente de ODECU hay puntos esenciales como el referido a Seguros de Desgravamen. Indicó que “es necesario determinar la posición que tomarán las empresas aseguradoras frente al escenario de otorgar seguros de desgravamen a los adultos mayores que soliciten productos crediticios en el mercado financiero. Este tema cobra una real importancia, ya que sin ser obligatoria su contratación, en la práctica los bancos lo exigen, al menos, para los casos de créditos de consumo e hipotecarios”.

También señaló el tema de Pruebas de Idoneidad e incentivos en la banca. Enfatizó que “ya que el Presidente Piñera ha señalado que los adultos mayores contarán con ejecutivos de cuenta especializados, es necesario establecer algún tipo de test o prueba de idoneidad, como ya existe en otros países, para comprobar que las personas comprenden perfectamente los contratos de los productos y servicios que están adquiriendo, comprendiendo las obligaciones que esto implica. Asimismo, es importante desvincular el sistema normal de comisiones en el que funcionan los ejecutivos de cuenta bancarios, de estos productos especializados para clientes de la tercera edad, ya que podrían crearse incentivos perversos para que contraten productos y servicios que no comprenden”.

Habló asimismo de gestión de riesgo y comentó que “considerando que en el mercado financiero, a mayor riesgo, mayor costo, ¿cuáles serían las tasas que se aplicarían a los adultos mayores? ¿De qué forma el banco espera compensar un posible mayor riesgo de los adultos mayores, al momento de solicitar productos crediticios? Es necesario aclarar cuál será el mecanismo para gestionar el riesgo crediticio de los adultos mayores, puesto que para la banca éste es un factor fundamental al momento de decidir o no entregar productos y servicios”.

Según Stefan Larenas, “la experiencia de nuestra organización respecto a las condiciones informativas en las que se otorgan créditos a los adultos mayores es nefasta, e incluso muchas veces, ante la necesidad de recursos, para a veces solo incrementar sus bajas pensiones, muchos de ellos terminan firmando contratos que no entienden, o ante la insistencia de los ejecutivos, aceptando productos que no necesitan”.

Foto: Odecu